Archivado en Mundo Internauta

¿Qué es la política 2.0?


La política 2.0 va más allá de tener un portal interactivo, o un blog personal; es un cambio de actitud  y de asumir que el control lo tendrá el ciudadano en tanto y en cuanto tengan acceso a la Internet, además esté alfabetizado digitalmente y tome conciencia de que la Red no los acerca a sus líderes políticos, sino que son ellos los que deben acercarse a los ciudadanos. Es decir, es un cambio radical de paradigma que supone nuevas relaciones de la ciudadanía con los movimientos y partidos políticos, con el Estado y toda la estructura de poder.




Cito los principios creados por netpolitique.net como síntesis de las ideas que mueven la política 2.0:

Principios inspirados en el Cluetrain Manifiesto y que parecen reinspirar este movimiento de renovación política:

1. La democracia es un diálogo.

2. Desde hace 50 años, los políticos se han acostumbrado a comunicar a través de los medios de masas.


3. La utilización de estos medios de masas ha impuesto un modelo dominante de comunicación vertical: impersonal, largo, homogéneo y unidireccional.

4. Cada nuevo medio genera sus propias reglas de comunicación. En los años setenta, Nixon, Chaban-Delmas y Mitterrand se dieron cuenta de ello: los tres han perdido elecciones por no utilizar correctamente la televisión.

5. El juego político consiste en enviar información de un punto a una audiencia. Es el modelo de comunicación tradicional, que sigue los principios del telégrafo: un emisor envía un mensaje a un receptor con la esperanza de influirle.

6. En la Red, se evidencia una situación inédita: el receptor ignora el mensaje, tiene el control de lo que quiere escuchar y no hará caso salvo que tenga la impresión de que el emisor se dirige a él como individuo.
7. Internet promete un sistema de información abierto que permite a todos contrastar la información con otras fuentes.

8. El medio Internet permite hablar a todos dirigiéndose de manera personal a cada uno.

9. Una regla básica de la comunicación política es mantener el control del mensaje.

10. Pero ya no es posible controlar el mensaje.

11. Las técnicas clásicas de la comunicación política (gestión de la información, comunicación televisiva, relaciones públicas empiezan a sufrir ya la presión de los nuevos medios.

12. Utilizando la Red no evitamos a los medios sino que los multiplicamos. Cada internauta se convierte en una posible fuente de opinión.

13. Más importante que Internet son las comunidades que Internet estructura. En esta realidad radican al mismo tiempo la fuerza y la complejidad del medio.

14. Los políticos tienen razones para tener miedo a Internet si no son capaces de integrar la interactividad y las reglas del medio.

15. La Red permite afrontar el tipo de diálogo al que la democracia representativa aspiraba desde siempre.

16. Los individuos pueden ahora encontrar medios para hacerse oír. Es lo que se conoce como “vigilancia activa”.

17. El medio favorece el humor: las parodias circulan más rápido que las doctrinas.

18. La política en la edad de la Red significa que la gente se hace más organizada e inteligente colectivamente.

19. La red facilita el acceso a la información y el paso a la acción.

20. Si ciudadanos y partidos empiezan a participar en este nuevo medio, Internet hará germinar las condiciones de una nueva práctica democrática.

También la política sufre un gran impacto cualitativo y cuantitativo por el empleo de la web 2.0, como ocurrió con la radio y la televisión. Sin embargo, apenas en sus inicios, la Política 2.0 cuenta con determinados parámetros que no sólo la diferencia de otras herramientas convencionales, sino que prometen devolver la política, cada vez más, a sus legítimos creadores: los ciudadanos.

Y esto significa un paso inmenso en los asuntos públicos que obviamente, modificará la naturaleza y la actuación de los partidos políticos, así como de los movimientos electorales y el resto de las organizaciones de la Sociedad civil.

Reproducido de www.rafaelmourad.com


pdfprintpmail