AMENA restructura sus servicios de atención al cliente


AMENA ha decidido, por tercera vez en tres años, reestructurar sus servicios de atención telefónica. La decisión que se escuda en un supuesto "cambio organizativo", afecta a casi tres mil trabajadores en toda España y por supuesto a la necesaria atención al cliente.





COMFIA-CCOO denuncia que no existen razones organizativas para esta reestructuración y que lo único que pretende AMENA es la reducción de costes por la vía de recorte de empleos y de condiciones de trabajo. El Sindicato se opone a esta reestructuración y apuesta por una negociación para la subrogación de condiciones laborales y el mantenimiento del empleo.

Los servicios de atención telefónica de AMENA son desarrollados por un total de cinco empresas del sector de telemárketing: TELETECH, ATLAS, GESTEL, QUALYTEL e IBERPHONE a través de plataformas radicadas en Madrid (795),Barcelona(150), Sevilla (472), Oviedo (1.200), Salamanca (162), Zaragoza (200) donde trabajan un total de 2.979 trabajadores.

AMENA ya efectuó "reorganizaciones" similares a la que ahora plantea en 2002 y 2003. Tales reorganizaciones no suponen cambios en el trabajo desarrollado ni en la calidad del mismo. El único efecto visible es la deslocalización forzosa, la eliminación de derechos laborales y la pérdida de empleos.

COMFIA-CCOO considera que AMENA practica una estrategia abusiva que impide la consolidación de derechos laborales y de empleo en las empresas con las que subcontrata sus servicios de atención telefónica. Exige una negociación y la firma de un acuerdo que garantice el mantenimiento de todas las condiciones laborales y la recolocación de todos los trabajadores en las mismas plazas donde, en la actualidad, prestan sus servicios.

El Sindicato anuncia movilizaciones si esta negociación no se abre de forma inmediata.

Enviado por COMFIA-CCOO


pdfprintpmail