...y sigue, y sigue y sigue....


Propuesta de portabilidad de la CMT: otra vuelta de tuerca contra los derechos de los usuarios. La Asociación de Internautas reclama al Ministerio de Sanidad y Consumo y al de Ciencia y Tecnología que detengan estas regulaciones lesivas para los usuarios.





Como todos los problemas surgidos con la preasignación eran pocos, entre ellos, el slamming o preselección fraudulenta por engaño, falsificación de firmas, etc., la CMT, fiel a su conducta, prepara ahora una vuelta de tuerca más contra los derechos de los consumidores.

La propuesta de portabilidad que maneja el Regulador elimina la comunicación previa del nuevo operador (beneficiario) al antiguo (cedente) de la copia firmada por el usuario donde manifiesta su decisión de cambiar de operador.

A juicio de la AI, de llevarse a efecto esta propuesta, la misma conlleva las siguientes consecuencias:

a.- Se propicia una situación gravemente lesiva para el usuario que no haya solicitado dicha portabilidad al quedar totalmente incomunicado, ya que la portabilidad conlleva la baja de línea anteriormente contratada.

b.- Establece una relación contractual del usuario (real o fraudulenta) con el nuevo operador rompiendo la establecida con el antiguo, sin que haya la mínima verificación del proceso. Con ello se abona el terreno para que se intensifiquen las actuaciones irregulares y fraudulentas que se han detectado con el slamming, así como la insatisfacción en los consumidores y el incremento de las reclamaciones.

c.- Entre otros perjuicios, la nueva propuesta alienta la lesión de los derechos económicos de los usuarios que sufran un cambio de operador sin su consentimiento y tengan contratados determinados servicios basados en la línea telefónica como tarifa plana, servicios suplementarios, programas de descuento, etc. que seguirán pagando sin que usuario, ni operador cedente puedan evitarlo.

d.- En este escenario, propicio para las irregularidades, el operador beneficiario se convierte en el centro de un sistema, desplazando al usuario del mismo ya que, con su sola intervención puede alterar de forma grave y reiterada la voluntad de los usuarios.

AI considera que la gestión administrativa de la comunicación previa vía fax entre operadores (todavía vigente) para solicitudes de portabilidad, representa una mínima carga en relación con la garantía que supone para el usuario y para la protección de sus derechos.

Para la Asociación de Internautas esta propuesta resulta más incompresible, si cabe, si se tiene en cuenta que la portabilidad debe hacerse efectiva en un plazo de 5 días hábiles, tiempo más que suficiente para que el nuevo operador comunique al antiguo el contrato firmado por el usuario.

Pero, sobre todo, la propuesta resulta indignante a la luz de la experiencia acumulada con la preselección irregular que tiene su origen en las sucesivas rebajas de controles que la CMT propició, y que no fueron atajadas para proteger los derechos de los usuarios ni por el Ministerio de Ciencia y Tecnología ni por el de Sanidad y Consumo. En la actualidad las telecomunicaciones han disparado su volumen de reclamaciones.

En este sentido AI reclama la intervención de ambos Ministerios para detener este tipo de prácticas y crear un mercado con pleno respeto a los derechos de los usuarios, base de la competencia leal.

Aún sin estar aprobada esta modificación en los procesos de portabilidad entre operadores, la AI ya ha recogido la primera reclamación contra UNI2 que tramitó la portabilidad de un número como si estuviese dedicado a ADSL, sin que el cliente la hubiese solicitado. Como consecuencia, el usuario que no tenía intención de contratar este servicio con el citado operador tiene ese número cautivo de esta operadora y la contratación de su ADSL paralizada con el proveedor que había elegido.

Más información sobre preasignación fraudulenta:

Asociación de Internautas