Mal momento para comprar


Como cada año durante los meses de verano, el mercado informático está atravesando sus peores momentos.




Desde un punto de vista microeconómico, el comercio se encuentra sumido en un total estancamiento (estadísticamente, la época más prolífera es la comprendida entre octubre y mayo, desde la “vuelta al cole” hasta pasada la semana santa), quizá debido a que los ingresos de las familias se destinan a vacaciones y actividades de ocio fuera del hogar.

El caso es que, desde las altas esferas, las empresas han asumido esta situación y dedican la mayor parte de sus energías a preparar los lanzamientos de sus nuevos productos una vez que el otoño se nos haya echado encima. A pesar del parón y de la política contraria en los comercios de otros muchos sectores que también atraviesan una crisis durante este período del año (calzado, ropa, etcétera), la tendencia natural de los precios de productos tecnológicos se ve invertida: mientras que un artículo se devalúa semana a semana en una estantería desde su lanzamiento, no es extraño que, llegado el estío, los precios aumenten puntualmente.

Una de las principales causas de esta tendencia es que, concretamente debido a la natural devaluación de los precios, el stock de hardware debe ser el estrictamente necesario como para satisfacer a los clientes en cuestión de una o dos semanas si el empresario no quiere perder dinero. Dado que durante el verano la mayoría de proveedores y empresas de transporte no trabajan al cien por cien, es fácil que a una tienda de informática le cueste hacerse con una determinada pieza, por lo que según las teorías de oferta y demanda, el producto debe encarecerse.

Así que, teniendo en cuenta que aquello que hoy podemos comprar en las tiendas especializadas puede quedarse desfasado cuando las compañías nos presenten sus novedades en pocos meses, y que los precios a los que vamos a adquirirlos pueden estar “inflados” por motivos logísticos, sería una buena elección dejar la compra para más adelante, incluso si no nos vamos de vacaciones.

Articulode Curro en el blog de Computer !dea

pdfprintpmail