Archivado en Mundo Internauta

DÍA DE INTERNET

La mitad de los españoles aún no usa la Red


No mejoramos. el dato no se ha movido en los tres últimos años. a pesar de los planes para desarrollar la sociedad de la información, seguimos a la cola de europa: el 54% de los españoles no usa internet




MIGUEL ÁNGEL CRIADO ARIADNA / EL MUNDO.ES El próximo jueves, 17 de mayo, se celebra el Día de Internet en España. Pero, ¿hay motivos para la celebración? Se dice que España es la octava potencia económica del mundo. Pero, en lo que a tecnología se refiere, estamos bastantes puestos más atrás.

La semana pasada, el Centro de Investigaciones Sociológicas daba a conocer los datos de su último barómetro, correspondiente al mes de marzo. La respuesta a la pregunta número 12 es descorazonadora. Un 54% de los españoles no usa Internet. Hace tres años, en el barómetro de enero de 2004, el 53% de las personas decían conocer Internet pero que no la utilizaban. A pesar de dos planes Info XXI del anterior Gobierno y un plan Avanza del actual, la situación no parece mejorar. Peor se ponen las cosas con la pregunta número 12b. Cuando se interroga a los que no hacen uso de la Red sobre los motivos, un tercio responde que ni le gusta ni le interesa. Otro tercio afirma que no sabe utilizarla. Desconocimiento y desinterés por uno de los mayores inventos del hombre, según un centenar de investigadores y científicos preguntados hace unas semanas.

La labor de concienciación y promoción del Gobierno se hace casi obligatoria si se quiere evitar que la mitad de la población española se quede atrás, engordando las cifras de lo que se viene a llamar el analfabetismo digital.

En la misma encuesta del CIS, entre los que no usan Internet hay un 14,1% que dice no tener fácil acceso y otro 6,3 al que le parece caro conectarse a la Red. Estas respuestas llevan a otro de los grandes problemas de la Sociedad de la Información en España. Las infraestructuras de acceso han mejorado, es cierto, pero a un ritmo que, en vez de acercarnos a los países más avanzados de Europa, nos están alejando. Hoy, España ocupa el puesto 17 dentro de la Europa de los 25. Por no hablar de que la banda ancha española es más lenta y cara.

En España se está produciendo una paradoja. Aunque más de la mitad de los españoles no usa Internet, quienes lo hacen la quieren de calidad. En nuestro país, casi el 30% de los hogares tiene conexión de banda ancha. El problema es que este crecimiento es a costa de las conexiones de banda estrecha y no de que se incorporen más hogares.

«Persisten los mismos problemas», asegura Victor Domingo, de la Asociación de Internautas. «No hay universalización de la banda ancha, aún hay cuatro millones de españoles que no tienen posibilidad técnica de tenerla y otros 12 no pueden elegir entre tecnologías al no tener cobertura de las operadoras de clable», añade. Aparte de los problemas en las infraestructuras, Domingo recuerda la necesidad de una mayor información y formación sobre las ventajas de las TIC. Añade además que «en una sociedad de mileuristas, 50 euros por un ADSL sigue siendo demasiado».

CONTENIDOS. El barómetro del CIS de marzo también se ha preocupado por saber qué hacen los españoles cuando navegan. Aquí los resultados tampoco son buenos. El 80% de los internautas usa la red esencialmente para buscar información o mandar correos electrónicos. Casi un 40% también recurren a ella para bajarse música y películas. Pero las cifras de los que van algo más allá y aprovechan su conexión para tratar con la administración o utilizar las posibilidades del comercio electrónico son muy bajas. El 26% dice realizar gestiones con su banco y otro 15% ha comprado algún producto en línea.

Yendo a las cifras objetivas, el comercio electrónico en España está creciendo, pero parte de unas cifras ridículas. Según datos de la CMT, en 2006 se movieron en la Red casi 2.000 millones de euros. Pero, ¿qué es esa cifra comparada con los 102.000 millones que supuso el e-comercio en Estados Unidos? Se confía mucho en el DNI electrónico para animar el negocio en línea. Servirá para disipar la gran desconfianza que hay hacia las compras y gestiones por Internet.

En cuanto a la ciberadministración, el ejemplo de buen hacer sigue siendo la Agencia Tributaria, como desde hace años. Cierto que no dejan de firmarse convenios entre las distintas administraciones para acelerar su implantación, pero aún queda mucho por hacer. Dos ejemplos recientes son la puesta en marcha de la receta electrónica en Madrid y el programa para digitalizar los registros civiles. Sin embargo, los ciudadanos no podrán aprovecharse de la mayoría de las iniciativas hasta 2008, como pronto.

Más vitalidad tienen los usuarios habituales de Internet que, por su cuenta, la están llenando de contenido y funciones. Aquí no se ha inventado casi nada de lo que denominan Web 2.0 pero sí somos de los primeros en usarla. Un estudio de Novatris revela que los españoles están a la cabeza de Europa en el uso de la mensajería instantánea, la creación de blogs, el uso de los podcast, Youtube y más de la nueva Internet.

EDUCACIÓN
Jóvenes mal conectados


El 90% de los españoles menores de 24 años es internauta. Nadie les tiene que enseñar cómo conectarse, usar un navegador o comunicarse con sus amigos por la Red. Pero han aprendido solos. Internet tiene poco más de 10 años en España, así que ni sus padres y aún menos sus profesores conocían algo de la Red y han tenido que aprender por su cuenta. «Los padres no saben, les dejan navegar libremente y los docentes son ajenos a estas herramientas», recuerda Víctor Domingo, de la Asociación de Internautas. «Haría falta no sólo ordenadores y conexión en las aulas sino formar a los formadores», añade. Desde el Gobierno se coincide en el análisis. David Cierco, director general para el desarrollo de la SI, considera que uno de sus planes estrella es el de Internet en el Aula, dotado con 460 millones de euros y puesto en práctica en colaboración con las comunidades autónomas. De ese dinero, sólo seis millones se dedican a enseñar a los profesores para «pasar del aula de Internet a Internet en el aula». Otra partida tiene el objetivo de crear prácticas de navegación segura y entornos adaptados para los jóvenes en colaboración con organizaciones como Protégeles.

BRECHA DIGITAL
La exclusión de los mayores


Se considera analfabeto digital a quien no tiene los conocimientos o destrezas mínimas para desenvolverse en la Sociedad de la Información. Y en esto, Internet es como el abecedario. De los 7,5 millones de españoles de la tercera edad, apenas el 5% usa la Red. Según el estudio La Sociedad de la Información en España, de la Fundación Telefónica, las cosas empeoran con la edad. Si entre los 65 y 74 años, un 5,2% de los jubilados navega, los internautas que andan por encima de esa edad apenas son el 1,5% del total. Otro dato refleja la gravedad del problema si no se ataja a tiempo. Entre los mayores de 45 años, sólo un tercio usa Internet. Para combatir esta brecha digital que se está abriendo, el Gobierno tiene un apartado en su Plan Avanza. Su objetivo es doble, formar a los mayores en el uso de las TIC y generar contenidos que les interesen. Para ello se está dando conectividad a centros de día, residencias y hogares del jubilado. Además hay concursos anuales, este año dotados con cinco millones de euros, para acercar las TIC a la tercera edad con la colaboración de ONG y asociaciones.

INTERNET MÓVIL
Hacia la tarifa plana


A diferencia de lo que ocurre con la banda ancha fija, los españoles son de los europeos que más rápidamente se están apuntando a navegar desde sus teléfonos y otros dispositivos móviles. El fenómeno tiene soprendidas a las propias operadoras, más teniendo en cuenta que el sector de la telefonía móvil no ha contado con planes específicos de incentivación por parte de los distintos gobiernos. Han sido la propia actividad del sector —en España hay más de 44 millones de líneas de telefonía móvil— y la feroz competencia entre los tres operadores los factores que han provocado el estallido de la banda ancha móvil. La llegada de los operadores móviles virtuales incentivará aún más la tendencia hacia algo que desean muchos usuarios: la tarifa plana en el móvil. Primero fue Telefónica la que hace unas semanas anunció sus primeros planes de tarifa plana. Esta misma semana le ha tocado el turno a Vodafone. Todavía se trata de servicios limitados en cantidad de datos descargados o en velocidad, pero así comenzó la Internet fija. El correo móvil e Internet pronto darán tantos ingresos a las compañías como el negocio de la voz.

ACTOS
La agenda del ministro


La Casa de América, frente a la madrileña plaza de La Cibeles, acoge los actos centrales del Día de Internet de este año. En el espacio interactivo levantado para la ocasión, y al que acudirá Joan Clos, ministro de Industria, el Gobierno quiere mostrar todo el trabajo ya realizado y sus planes de futuro. Una de las estrellas es el Plan Avanza.

«Este año invertimos más de 1.500 millones de euros en esta iniciativa», recuerda Joan Clos. La concreción de buena parte de ese dinero podrá verse en la Casa de América como los diferentes programas de préstamos a interés cero para la adquisición de ordenadores, la red de Telecentros, que ya cuenta con 2.700 establecimientos repartidos por todo el país, el programa de Bibliotecas en Red o el de Internet en el Aula.

El objetivo de este día es el mismo que el del Gobierno: acelerar el desarrollo de la Sociedad de la Información. «España está en el buen camino para reducir los distintos riesgos de brecha digital de los que partíamos», recalca el ministro. Con la mitad de la población aún sin saber qué es eso de Internet, la misión es inaplazable. «Hay que tener en cuenta que España partía de una situación de retraso considerable en comparación con los países de su entorno, pero, no obstante, existen indicadores muy positivos que demuestran que están empezando a eliminarse las barreras que impiden el desarrollo de la Sociedad de la Información», añade Joan Clos.

El próximo jueves se van a celebrar más de 800 actos, unos impulsados por las empresas, otros por las distintas administraciones, pero todos con el ciudadano como protagonista. «Son los tres pilares clave para el desarrollo de la SI y así se refleja en las líneas de actuación del Plan Avanza», recuerda el ministro. Uno de los elementos nuevos del plan es el proyecto de Ley de Medidas de Impulso de la Sociedad de la Información. «Estamos convencidos de que nos permitirán eliminar las barreras para conseguir que la ciudadanía del siglo XXI sea realmente digital», comenta el ministro de Industria.

pdfprintpmail