Estate informado al momento. Siguenos en Telegram


Archivado en Mundo Internauta, Gobierno y Leyes

Respuesta de la Asociación de Internautas a la Consulta pública Europea sobre Neutralidad en la Red


El 30 de Septiembre era la fecha limite para enviar las respuestas a esta consulta publica realizada por la Comisión Europea. Por su interés reproducimos los antecedentes de la respuesta, así como la relación de las organizaciones que han suscrito el documento:




1) ANTECEDENTES

A) EL PRINCIPIO DE EXTREMO A EXTREMO

La estructura de Internet sigue el principio de extremo a extremo.

Los datos que circulan por Internet se codifican a través de una pila de protocolos para convertir la información de un usuario en señales eléctricas que puedan transmitirse a través de un cable (la conexión física a la Red)

Una vez alcanzado el usuario al otro extremo de la comunicación, se produce la conversión inversa a través de la pila de protocolos para convertir la se ñ al eléctrica que le llega en información que pueda ser procesada por el ordenador, o cualquier otro dispositivo electrónico de comunicaciones que se considere, en ese extremo de la red.

La misión de los diferentes ISPs entre el origen y el destino de la comunicación es poner en contacto ambos extremos, mediante el enrutado apropiado de los datos entre ellos.

Por tanto, la inteligencia no está en la red (que s ó lo se ocupa de transmitir las señales eléctricas desde su origen a su destino sin discriminar lo que representan) sino en los extremos que se conectan a la misma. Esto es así incluso en la "Cloud Computing", donde erróneamente se dice que la inteligencia "ya sí está en la red" cuando lo que ocurre es lo mismo anterior pero en puntos diferentes que se conectan a ella.

B) IMPARCIALIDAD DE LAS COMUNICACIONES

El término "Neutralidad de Red" es algo relativamente nuevo que ha surgido en Internet últimamente; sin embargo, la idea de una neutralidad en las comunicaciones es algo mucho m á s antiguo, que procede del siglo XIX y la creación de la red telegráfica estadounidense entre la Costa Este y la Costa Oeste. Según la ley que regulaba estas comunicaciones (1860): "los mensajes recibidos por cualquier individuo, empresa o corporación, o por cualquier otra línea telegráfica que se conecte con la presente línea en cualquiera de sus terminaciones, se transmitirá con absoluta imparcialidad en el orden de llegada (de recepción), con la excepción de los despachos del Gobierno que tendrán prioridad"

Este planteamiento de no tener la posibilidad de pagar para poder tener prioridad es lo que ha garantizado el auge de las comunicaciones en nuestra sociedad, desde el telégrafo, y hasta la era de Internet. Sin esa condición, es impensable que el mundo se hubiera conectado hasta el punto en que se encuentra hoy día.

La Neutralidad de la Red significa que esas señales eléctricas deben procesarse en orden, a medida que van llegando a los diferentes ISPs implicados en la comunicación, sin que nada ni nadie pueda alterar ese orden.

2) LA SITUACIÓN ACTUAL

A) LA TARIFA PLANA Y LA NEUTRALIDAD DE RED

Hace 10 años, en España no existía la tarifa plana. Desde el punto de vista del usuario, eso significaba que muy pocos podían permitirse el lujo de conectarse a Internet antes de las diez de la noche, hora en la que comenzaba la tarifa reducida. En ese momento todo el mundo se conectaba
simultáneamente, y paralelamente se reducía la velocidad de conexión debido a la evidente saturación de las líneas. Cuando acababa el horario de tarifa reducida se producía la desconexión masiva de los usuarios de nuevo, y así todos los días.

Diversas movilizaciones ciudadanas con campa ñ as como "seguimos mirando el reloj" lograron que el operador dominante español (único además en aquel momento) cediera a la creación de una tarifa plana, es decir, una tarifa de datos que no dependía de la hora de la conexión ni del volumen de información transmitido.

Esta tarifa plana fue una conquista social que permitió que miles de personas m á s pudieran permitirse el acceso a Internet y por tanto, el acceso a la Sociedad del Conocimiento y la Información. Pero no fue s ó lo una conquista social, también representó una inyección económica de una enorme magnitud para las arcas del operador dominante que vio crecer de forma espectacular su base de clientes, y por ende sus ingresos. Por tanto, la tarifa plana es algo que ha beneficiado tanto a los operadores como a sus clientes. ¿Se imagina alguno de ustedes, estimados Comisarios,
que volviéramos a esa situación en 2010? ¿Se imaginan que la gente, desde mañana mismo, sólo pudiera conectarse a Internet en momentos muy concretos del día o la noche y se les obligara (al no poder pagarlo) a estar desconectados el resto del día? ¿Alguien puede imaginarse ahora un mundo que no esté conectado a Internet las 24 horas del día?

Pues bien, en estos momentos, la tarifa plana se está poniendo en entredicho en España; que no existe tarifa plana en telefonía m ó vil es un hecho, luego la tarifa plana que se pretende eliminar es la única que existe, es decir, la tarifa plana de l í neas fijas. Y poner en entredicho la tarifa plana es poner en entredicho la propia Neutralidad de la Red.

Los operadores están cobrando en función del tráfico en redes m ó viles. Si s ó lo navegas por Internet y sin sobrepasar determinado límite de datos, no hay problemas. Pero ese límite se alcanza muy rápidamente en caso de usar VoIP o Tethering, en cuyo caso el operador te cambia a la tarifa premium automáticamente ( algunos otros ISPs incluso prohíben el uso de VoIP y/o Tethering en sus redes móviles) Así , sin saber cuánto van a pagar al mes y temiendo una factura descomunal al mes próximo, los usuarios evitan usar estos servicios. Por tanto, atacar la tarifa plana de las comunicaciones electrónicas implica también atacar la Neutralidad de Red, ya que los usuarios no pueden acceder a aplicaciones y/o servicios de su elección perfectamente legales.

B) LA FALSA ?ESCASEZ DE RECURSOS? EN LAS REDES M Ó VILES

Otro de los argumentos que se pretenden usar falazmente para eliminar la tarifa plana es que se está provocando "congestión de la red" móvil y que esa situación no se puede mantener. Por una parte los ISPs dicen que no se puede hacer uso intensivo de la Internet m ó vil; sin embargo y al mismo tiempo, esos ISPs están ofreciendo planes de precios para descargas masivas de música y vídeo gestionadas por ellos mismos. Por tanto, esa pretendida escasez no existe sino que se está presentando como una excusa para que se les permita eliminar la tarifa plana sin que les hagan
demasiadas preguntas, y poder as í cobrar m á s por el mismo servicio.

La Neutralidad de la Red debe ser un principio consagrado por ley, con la única excepción de los momentos puntuales en que se produce congestión real en la red. Por ejemplo, nadie se queja a un ISP de que sus SMS de Nochevieja tarden en llegar a su destinatario porque todo el mundo entiende que es una situación excepcional en la que todo el mundo está enviando SMS simultáneamente y el
servicio se colapsa en ese momento.

Sin embargo, cuando esos colapsos sean frecuentes sin razón justificada alguna, lo que deben hacer
los ISPs es invertir en aumentar la capacidad de sus redes, porque está claro que esas redes se habrán quedado obsoletas.

El argumento principal que estamos viendo que se usa para defender el fin de la Neutralidad de la Red y el fin de la tarifa plana es que el modelo actual de Internet ya no es sostenible. Al parecer las grandes telecos no ganan el suficiente(?) dinero a ú n. Sin embargo, sres. Comisarios, basta que echen una ojeada a las hojas de balance de cualquier gran teleco y traten de encontrar las pérdidas de estas empresas; les resultará misión imposible.

La realidad es que estas empresas deberían reinvertir los beneficios para mejorar y ampliar las infraestructuras de telecomunicaciones, dado que son éstas la columna vertebral de la Sociedad del Conocimiento y la Información. Sin embargo, lo que está ocurriendo en realidad es que están usando esos beneficios para comprar otras empresas.

Además, su negocio son las redes de comunicaciones y están faltando a su compromiso de mejorar las comunicaciones para entrar en negocios de contenidos que les son totalmente ajenos. Las empresas de telecomunicaciones deben dedicarse a las redes y dejar los contenidos a otras empresas


C) EL FALAZ ARGUMENTO DE ?GOOGLE USA NUESTRAS REDES Y NOS TIENE QUE PAGAR POR ELLO ?

También se ha puesto de manifiesto la voluntad de las operadoras de ganar m á s y m á s con cualquier excusa, por absurda que pueda parecer. La última que hemos tenido que oír es que "Google/YouTube manda su información por nuestras redes, acaparándolas y por tanto nos debe de pagar por eso", declaraciones recientemente realizadas por el presidente de Telefónica. Declaraciones como ésas por parte del máximo responsable de un ISP son realmente vergonzosas, ya que cualquier persona normal ve la falacia a la primera. Quienes les pagan a las operadoras son sus clientes. Que estos clientes decidan usar YouTube o DailyMotion o cualquier otro servicio de vídeo es cosa suya, son los servicios o aplicaciones de su elección, como podría cualquier otro. Y no es Google quien usa ?sus ? redes, sino los clientes del ISP usando aquello para lo que han pagado, y que deciden usar Google o cualquier otra aplicación o servicio de su elección.

Y lo que reflejan declaraciones como ésa es que la Unión Europea debe poner en su sitio de una vez por todas a las operadoras para evitar que se consumen abusos como los que se empiezan a plantear hoy día. Si la Unión Europea pretende ser la "Europa de los ciudadanos" como no se cansan de repetir, debe pasar a la acción ya y demostrarlo, protegiendo por ley tanto la Neutralidad de Red como la Tarifa Plana de Acceso y el Servicio Universal de Internet, dado que todos ellos, aunque sean conceptos diferentes, están íntimamente relacionados. Y de que se protejan, como ya ocurrió con el telégrafo en Estados Unidos, depender á el éxito o el fracaso de la Sociedad del Conocimiento y la Información.

Por contra, permitir ataques a la Neutralidad de la Red como los que pretenden algunas operadoras tendr á como ú nico efecto la parcelaci ó n de Internet y la venta del mismo en forma de paquetes, convirtiendo as í la Red en una televisi ó n de pago como cualquier otra, donde s ó lo los que tengan más recursos podr á n acceder a m á s informaci ó n, perjudicando as í a los ciudadanos con menos recursos, que son precisamente los que deber í an tener m á s ayuda, apoyo y facilidades para poderse incorporar a la Sociedad del Conocimiento y la Informaci ó n.

Debemos recordar que la Declaraci ó n de Derechos Humanos establece claramente en su art í culo 27 que ?Toda persona tiene derecho a participar libremente en la vida cultural de la comunidad, a gozar de las artes y a participar en el progreso cient í fico y sus beneficios ?.

Y, sobre todo, deber í amos tambi é n recordar que este tipo de Declaraciones no deber í an ser s ó lo un conjunto de palabras bonitas, ni ser consideradas mero papel mojado. En su lugar, deber ían ser consideradas como un principio rector de las actuaciones de la U.E.

Finalmente, proteger la Neutralidad de Red significa favorecer el protagonismo de los ciudadanos.

En un mundo donde cada vez m á s son los ciudadanos los que generan y crean contenidos (blogs, vídeos, etc) dar prioridad a contenidos de pago de grandes grupos significa retirar prioridad a los ciudadanos, asfixiando la creatividad de nuestra sociedad y evitando la creaci ó n de peque ñ as empresas y el desarrollo de esos emprendedores, que son los que han contribuido al é xito de Internet y a la generaci ó n de empleo y riqueza en mayor escala.

3) EL FUTURO

(Consecuencias del fin de la Neutralidad de la Red ) En un posible escenario de priorizaci ó n de servicios y aplicaciones ocurrir í a seguramente lo siguiente:

A) ELIMINACI Ó N DE LA COMPETENCIA

Los ISPs dar í an prioridad a proveedores de contenido con los que han firmado acuerdos, probablemente de exclusividad. Imaginen que un ISP mantiene un acuerdo con el proveedor de contenidos A. Un emprendedor europeo crea una empresa B para competir en el mercado de contenidos. Sin embargo, como el ISP por el que tienen que pasar sus datos est á priorizando los datos de A, los clientes de esta nueva empresa percibir í an una calidad menor y problemas en la recepci ó n del contenido, con lo cual acabar á n optando probablemente por el proveedor A, del que perciben una mayor calidad. Por tanto, aunque en teor í a se permita la existencia de otros proveedores, en la pr á ctica la competencia del proveedor A habr á sido eliminada por completo.

B) INTERNET SE PARCELA EN PAQUETES DE APLICACIONES Y SERVICIOS.

Al usuario b á sico se le ofrece un paquete b á sico de e ­mail y b ú squedas (eso s í , ambos de una empresa concreta con la que su ISP ha firmado un contrato de exclusividad) Si el usuario quiere acceder a otro proveedor de e ­mail y/o búsquedas, a datos de audio y/o vídeo, a videoconferencia o a VoIP se le ofrece una tarifa m á s elevada. Y si quiere hacer todo lo


La consecuencia evidente en un país como España donde la mayor parte de la población vive con sueldos muy bajos en relación a los precios y tiene que controlar hasta el último céntimo que gasta al mes ser í a el abandono de Internet, como hoy dia lo conocemos, de una inmensa mayoría de la población.

En consecuencia, no s ó lo los ISPs sino también los productores de contenido ver á n reducidos sus ingresos de forma drástica. En cuanto a los usuarios, volver í an a la era preInternet o se conectarían de forma muy esporádica a la Red. De pronto, la Sociedad del Conocimiento y la Información se vendría abajo.

Ya que está meridianente claro que, en España, el único objetivo de la mayoría de ISPs es ganar dinero a toda costa, sin ofrecer al mismo tiempo un buen servicio a los clientes (tenemos uno de los ADSL más caros y lentos de toda la U.E, o sea, uno de los peores) esta estrategia de vender Internet en forma de una variedad de paquetes envueltos en papel de regalo sólo tiene una manera de funcionar:

Si los ISPs cobran menos a los usuarios básicos (como argumentan) resulta evidente que los usuarios premium deberían compensar esa diferencia. Pero los usuarios premium ser á n unos pocos comparados con los miles que no podrán permitirse el paquete premium. Por tanto, los usuarios premium no ser á n suficientes para que los ISPs ganen m á s dinero. Asi pues, la única solución a esto es que los ISP sigan cobrando a los usuarios básicos m á s o menos lo mismo. Incluso si les cobraran la mitad del precio medio actual, estar í an ofreciendo una mínima parte de lo que tenemos ahora, así que los consumidores estarían en realidad pagando m á s de lo que hacen hoy día.

En resumen, el precio relativo que pagamos por el acceso a Internet ser á mucho m á s abusivo de lo que ya es, con s ó lo unos pocos de los servicios y aplicaciones de nuestra elección que disfrutamos en la actualidad.

C) EL FIN DE LA INNOVACI Ó N

Un emprendedor crea una aplicación determinada B, que es técnicamente muy superior a otra A ya existente. Si compitieran en igualdad de circunstancias, la aplicaci ó n B ganar í a de lejos. Sin embargo, un ISP está priorizando a la aplicación A por encima de cualquier otra, en virtud del acuerdo con el proveedor de la aplicación A. En consecuencia, la calidad percibida (no la real) de la aplicación B deja mucho que desear y, en consecuencia, fracasa.

Todo el conocimiento y el esfuerzo puestos en hacer avanzar y mejorar la tecnología ha quedado reducido a cero por el simple hecho de que un ISP tiene mucho interés (económico) en que nadie haga sombra a su proveedor de la aplicación A.


Todo esto no es ciencia ficción sino la consecuencia lógica de permitir a los ISPs que puedan priorizar el tráfico que atraviesa sus redes en base a criterios puramente económicos. Por no hablar de las posibles violaciones a la privacidad que podrían producirse si los ISPs decidieran ir un paso m á s allá a la hora de priorizar datos examinando el contenido de las comunicaciones electrónicas de los usuarios para ver si deberían darle m á s o menos prioridad.

Por todo esto consideramos que la Neutralidad de la Red, la Tarifa Plana de Acceso y el Servicio Universal deben ser protegidos y consagrados por ley como principios fundamentales en la Unión Europea.

Chile, uno de los países m á s ricos de Am é rica Latina, ya la ha protegido por ley y Barack H. Obama parece ser que también la quiere defender. ¿Será la Unión Europea la última en hacerlo, o seremos los europeos por primera vez un referente a nivel mundial de lo que debe ser Internet? ¿Prefiere la Unión Europea el modelo represivo y caduco de los gobiernos de Sarkozy y Zapatero para Internet?

¿O preferir á el modelo de progreso y desarrollo de Estonia, que la ha convertido en el país europeo más avanzado en el desarrollo de las comunicaciones electrónicas?

Ahora depende de ustedes.

=============

Los firmantes del documento son:



================

DOCUMENTOS
https://www.internautas.org/archivos/pdf/NNC_AI_ES.pdf

https://www.internautas.org/archivos/pdf/NNC_AI_EN.pdf

pdfprintpmail