Quedate en casa




   Noticias - 24/Abril/00

LOGO

  
Hasta que la gente no acceda masivamente nada podrá funcionar en Internet

El presidente de la Asociación de Internautas considera que el boom del B2B es "humo de colores" porque no hay suficiente audiencia en la Red ni experiencia para que funcionen

Pilar Díez/Madrid

Conseguir un acceso barato para todo el mundo es el objetivo primordial de la Asociación de Internautas. "Lo primero que hay que facilitar en Internet es el acceso. Mientras no tenga acceso todo el mundo nada podrá funcionar en Internet", afirma Víctor Domingo en una entrevista con Estrella Digital.

Víctor Domingo considera imprescindible la intervención del Gobierno para facilitar el acceso de todos los ciudadanos a Internet. "Tanto en España como en Europa la red es propiedad de una operadora y por ello es necesario que intervenga el gobierno para abaratar el acceso".

Para Víctor Domingo el precio es lo primero que hay que acometer para desarrollar y extender el uso de Internet. "Hay que fomentar esta nueva cultura, que todo el mundo tenga acceso a ella y que no dependa del dinero", afirma, "la red no es sólo comercio electrónico, es un fenómeno social que va a servir también para, por ejemplo, integrar a colectivos discriminados como los sordos".

Según el presidente de la AI, la implantación del ADSL era la apuesta del Gobierno para conseguir la tarifa plana, pero está teniendo serios problemas de funcionamiento. "La mayoría de los ciudadanos siguen teniendo acceso vía telefónica. El Gobierno intentó abaratar las tarifas mediante los bononets, pero estos también han dado problemas porque muchas operadoras se niegan a dar acceso a estos descuentos".

Estos hechos evidencian que, afirma Domingo, "la tarifa plana tiene que ser por teléfono". "El cable no es solución, es alternativa, porque muy poca gente tiene acceso al cable, que actualmente, llega a muy pocos sitios. A las operadoras no les va a resultar rentable el cable, que en un principio sólo se puede introducir en localidades de más de 200.000 habitantes".

La liberalización del bucle local será el gran paso para abaratar el acceso a Internet, con la entrada de la competencia en el monopolio de Telefónica en este campo. "No hay más que ver como han bajado los precios en las llamadas interprovinciales e internacionales. El gobierno impuso los bononet para abaratar las llamadas locales -actualmente está en 300 pesetas la hora- y aminorar los efectos del monopolio de Telefónica".

Pero no todo el problema del acceso está en Telefónica. Domingo afirma que las operadoras, cuyo papel es fundamental para obtener un buen servicio, tendrán que cambiar su mentalidad de hacer negocios. "Las operadoras están copiando lo peor de Telefónica. Tratan al usuario como a un abonado, no como un cliente y tratan de arrebañar todo lo que le sobra a Telefónica".

Dificultades del mundo empresarial

La cultura de Internet no ha llegado a España. Así, al menos lo asegura Víctor Domingo, que encuentra en esta falta de cultura otro de los problemas para la difusión de Internet. "En España no está ni mucho menos generalizado el mundo de Internet, no hay especialistas, en la Universidad no se educa para el mundo digital, no hay cursos de formación para formadores", afirma.

Según los últimos datos, actualmente hay tres millones de españoles conectados a Internet. Para el presidente de la AI, el boom actual del llamado Business to Business en España es irreal. "Para empezar no hay mercado suficiente para desarrollar un comercio electrónico, no hay la suficiente gente conectada a la red para que un negocio on line tenga éxito. No hay especialistas en comercio electrónico, pero lo peor es que no hay ninguna base para desarrollar esta nueva forma de hacer comercio porque hay poquísimas empresas que ni siquiera tengan una web. La mayoría de los bussines plan son sólo humo de colores".

"Los inversores están como locos con lo del B2B, pero no hay una sociedad preparada para afrontar una economía on line. Primero tiene que haber un mercado de audiencia. ¿Si la gente no tiene acceso a Internet, cómo se va a dedicar a comprar en las tiendas on line o a operar en los bancos de Internet?", pregunta Víctor Domingo.

Según el presidente de la AI, los nuevos negocios en Red no están pensados con seriedad y están alejados de la realidad porque es imposible hacer un proyecto de facturación en Internet y se está supravalorando la capacidad de esta nueva economía. "Hacer un 'businessplan' real en estos momentos es imposible", afirma, "no se pueden hacer números porque no existe una experiencia previa. Ahora mismo no se sabe ni cuántos usuarios va a haber en seis meses, por lo que no se pueden hacer previsiones de ingresos".

A este respecto, Domingo considera que pocos van a ser los negocios que tengan éxito. Entre los que salgan adelante, en su opinión, se encuentran "aquellos que ya llevan tiempo desarrollando el negocio on line, que han perdido mucho dinero, pero que cuentan con una experiencia que es su mayor capital".

Cumbre de Lisboa

El presidente de la Asociación de Internautas considera que poner en práctica los acuerdos de la Cumbre de Lisboa va a ser difícil si no mejoran los mecanismos de gestión en nuestro país. "Yo lo firmo todo, pero no tiene ninguna pinta de que vaya a ser una realidad", dice.

"Lo primero que hay que hacer es conjugar todas ramificaciones de la Red, como es el tema de dominios, el comercio electrónico o la difusión del Español. Una de las promesas del gobierno para la nueva legislatura fue la creación de un nuevo ministerio de Nuevas Tecnología, que sería muy necesario y útil para aunar todos estos sectores que se interelacionan con Internet", afirma.

En su opinión el problema está en la carencia de profesionales sobre Internet. "Tanto en Industria como en Comercio no saben lo que tienen entre manos. La normativa sobre dominios es un desastre por las restricciones tan impresionantes que contempla. No tienen conocimientos de cómo funciona la Red y ello les lleva a cometer errores", afirma.

Asimismo asegura los Estados se encuentran ante una encrucijada con el mundo de la Red, porque "lo que quieren regular no se puede regular. Es imposible legislar el comercio electrónico, sería necesaria una ley internacional que hoy por hoy no es viable". "Por mucho que se empeñen, el protagonismo lo tendrá la sociedad civil. Serán las agrupaciones civiles las que regulen el comercio electrónico, no los Estados".

Víctor Domingo afirma que, "por una parte, los estados tienen miedo a la autorregulación porque perderán el control. Por otra, los bancos europeos tienen miedo a que se pierda la figura del intermediario. La banca europea no está acostumbrada a asumir riesgos y está asustada y esto tiene mucho que ver con el retraso que observa Europa en cuanto al desarrollo de Internet respecto a EE UU".

Más cambios: menos protagonismo de los programadores

Otro de los cambios que Víctor Domingo baticina en la red es el fin del protagonismo de los programadores. "Hasta ahora los programadores han sido los que han controlado Internet. Ahora se está comenzando a separar los papeles y los programadores, que tienen un papel fundamental, se irán situando en el rol que les corresponde. Por ejemplo, hasta hace bien poquito, el diseñador de una web era el mismo programador, ahora ya son diseñadores auténticos, con conocimientos en Bellas Artes, que es lo que tiene que ser un diseñador, un artista, no un programador", afirma. "El programador es como la rotativa, pero no tiene porqué decidir en todo el proceso".

La Asociación de Internautas, organización sin ánimo de lucro, nació el 10 de octubre de 1998 en Madrid, a raíz de la subida de tarifas de Telefónica en agosto del 98 que afectaba principalmente a las llamadas de larga duración, es decir, a los internautas.

Su función es fundamentalmente, según su presidente, preservar los derechos del usuario telemático y conseguir un acceso generalizado. Cuenta con un departamento llamado el Defensor del Internauta llevado por un bufete de abogados, a través del cual se canalizan las quejas de los usuarios.

En un futuro se creará también el Observatorio de la Calidad, destinado a realizar un seguimiento de las decisiones que se tomen en relación con la comunidad internauta y, como uno de sus mayores logros, Víctor Domingo destaca haber conseguido que se pueda pagar 'on line' con tarjeta.

 

REPRODUCIDO DE LA ESTRELLA DIGITAL