Noticias - 23/Febrero/99

  
La CMT admite grandes problemas con el cambio a Infovía Plus

AGENCIAS, Madrid
El presidente de la Comisión Nacional del Mercado de Telecomunicaciones (CMT), José María Vázquez Quintana, admitió ayer en el Senado que este órgano regulador "intuía" que el paso de Infovía a Infovía Plus iba a traer muchas dificultades, un proceso "plagado de desencuentros" por parte de los operadores.

Vázquez Quintana explicó que la CMT "demoró" el pasado 1 de diciembre el tiempo de transición de un servicio a otro hasta enero de 1999, pero "efectivamente intuíamos" que el nuevo sistema "era muy distinto al antiguo y, por lo tanto, haría falta una preparación más complicada de lo que parecía".

Matizó que el órgano que preside no poseía "información precisa" al respecto -"creíamos que había tiempo suficiente"-, e indicó que finalmente la adaptación ha estado "plagada de dificultades y desencuentros por parte de los operadores, no de los usuarios".

Durante la comparecencia ante la Comisión Especial sobre Redes Informáticas de la Cámara Alta, Vázquez Quintana explicó que no se "valoraron bien las dificultades" y la simulación hecha no sirvió para evitarlas, en respuesta a una pregunta del senador socialista Josep Ramón Módol. La única solución, dijo, habría sido prorrogar "muchísimo más" el tiempo de transición, "quizá meses".

En el caso de que los operadores se personaran en la CMT por los problemas de Infovía Plus (Telefónica), se podría abrir un expediente informativo, "pero como ha sido un proceso de ensayo en vivo, poco a poco entrarán pautas de funcionamiento aceptables", manifestó el presidente.

Proveedores

Precisamente, la existencia de Infovía en España, a juicio de Vázquez Quintana, facilitó la "proliferación de proveedores", un total de 647 según sus datos, así como de dominios de registro, unos 11.000, que "no son demasiados" en relación a otros países del entorno.

En cuanto a la cantidad de proveedores de Internet, explicó que sí son bastante numerosos, pero "creo que el mercado" se irá cerrando espontáneamente a medida que haya una mayor selección y exigencia de calidad.

El presidente de la CMT afirmó que el acceso del usuario a la red "sigue siendo un problema pendiente", al que se suman "otros no tan específicos" como la mejora de la seguridad y la calidad.

Por otra parte, el senador del PP Pedro Calvo, de 30 años, fue elegido ayer presidente de la Comisión Especial de Redes Informáticas de la Cámara Alta, en sustitución de Esteban González Pons, con lo que se convierte en el senador más joven de la actual legislatura en ocupar un cargo de estas características.

La Comisión, creada en febrero de 1998, aprobó por asentimiento la candidatura del senador por la Comunidad Autónoma de Madrid en lugar de González Pons, ahora portavoz del PP en el Senado.

REPRODUCIDO DE EL PAIS