Noticias - 03/Octubre/00

LOGO

  
SERVICIO PUBLICO

¡Hombre!, pues mire Ud., la verdad es que esta combinación de palabrejas yo ya la creía desterrada de nuestra "sociedad del bienestar". España va bien. No hay que preocuparse de nada: el mercado regulará; la oferta y la demanda son sabias. Fíjese Ud. lo sabias que pueden llegar a ser, que permiten que en España todavía no dispongamnos de una conexión asequible y universal a Internet.

Eso sí, se le ocurre al Gobierno dar "el gran paso" de regular un precio máximo de acceso en TARIFA ONDULADA y ya hay quién pone el grito en el cielo: "¡NADA DE PRECIOS MÁXIMOS!. ¡QUE REGULE EL MERCADO! ¡ESTO ES LA RUINA!".

Claro que ¿a quien le importa que en las zonas rurales no haya internet? "Que se fastidien" "al mercado no le interesan estos pobrecitos", bueno sí, se me olvidaba, vaya despiste, que Hacienda si llega en Junio a todos los rincones; claro, pagar es otra cosa, hay que contribuir a levantar el país. Tampoco le importa a nadie que las facturas telefónicas sigan siendo brutales y la calidad en internet sólo esté al alcance de algunos.

Miren ustedes, mientras internet no sea considerado un servicio público y exista una intervención estatal en la materia, al menos para enseñar a los tiburones tragones y hambrientos a dar sus primeros pasos en este mundo, no podremos desarrollarnos debidamente en este país. No es este un campo que pueda dejarse a la iniciativa privada de forma absoluta, porque corremos un gran riesgo: crearemos una España de primera velocidad y otra de segunda y esto es sencillamente inaceptable.

Cuando el que escribe tenía 10 ó 12 años, no recuerdo (1978 o por ahí), Telefónica ofreció el servicio de telefonía fija en Felechares de la Valdería (León) y casi a la vez llegó el alumbrado público de la mano de Iberduero, creo. Si estas empresas no hubieran sido públicas, hoy, seguramente, no habría luz en las calles, ni teléfono en la Valdería. Claro que ¿quién sabe donde está la Valdería?.

Defensor del Internauta

ASOCIACION DE INTERNAUTAS