Archivado en Privacidad

PRIVACIDAD

Los jueces no han recibido formación sobre Sitel


DURANTE los cinco años que lleva activo el Sistema Integral de Interceptación de Comunicaciones Electrónicas (Sitel), no ha habido ningún plan para informar a los jueces sobre su funcionamiento. "No sabía de la existencia de Sitel", declara José Luis Requero, que fue vocal del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) entre septiembre de 2001 y septiembre de 2008. "Tampoco tengo conocimiento sobre plan de formación alguno", afirmó a LA GACETA.


pdf
print
pmail
R. Ballesteros / E. Marín - Gaceta.es .- Más rotundo se mostró el también vocal en el mismo periodo Enrique López. "No, no hicimos ningún plan para formar a los jueces sobre esto; de hecho, el Gobierno tampoco pidió un informe al CGPJ antes de aprobar el Reglamento de 2005" (RD 424/2005) sobre Sitel, que luego se incluyó en la Ley General de las Telecomunicaciones. "Y entiendo que lo que se aborda en el Reglamento tiene entidad suficiente como para que se forme a los jueces", subrayó. Ambos admiten que habían oído algo sobre Sitel, pero desconocían su funcionamiento.

Ignacio Espinosa, presidente del TSJ de La Rioja y portavoz de la asociación Jueces para la Democracia, admitió a LA GACETA que desconocía la existencia de Sitel. Tampoco sabía nada sobre el software el decano de los jueces de Zaragoza y representante del Foro Judicial Independiente, Ángel Dolado. Ni el juez de instrucción número 47 de Madrid, José Sierra. "No, no lo conocía, sabía que esto ahora iba por vía digital, pero no que era de este modo". Ni siquiera el juez decano de Madrid, José Luis González Armengol: "Vi algo en la prensa hace unos años, pero no lo conocía con precisión". "Los jueces deberían saber que Sitel existe y cómo está configurado", añade.

De todos los magistrados consultados, tan sólo la juez de instrucción de la Audiencia Provincial de Málaga María Jesús Alarcón asegura que conocía Sitel. "Es una información pública, porque se habla de él en una sentencia del 13 de marzo de 2009 de la sala segunda del Tribunal Supremo".

El Gobierno no pidió nuevos informes, a pesar de que los que había del Poder Judicial y Justicia ponían muchas pegas

La mayoría, por lo tanto, no tiene por qué saber que Sitel puede mantener almacenadas las conversaciones incluso después de que el juez ordene destruirlas. Tampoco que, cuando se da orden judicial, el policía facultado además tiene acceso a una serie de datos más sensibles como la posición geográfica de los que hablan, su identidad, la operadora y el tipo de contrato de cada uno e incluso los lugares por los que han pasado en el último año y la gente con la que han estado.

Desde que el sistema lleva funcionando (2004), el Poder Judicial no ha realizado ningún curso para magistrados

Se trata de una información que en casi todos los casos atañe a derechos fundamentales de las personas, por lo que -como denunció el teniente fiscal Pedro Martínez en informe elevado al Fiscal General del Estado, Cándido Conde Pumpido, en 2006 requeriría de una ley orgánica que lo regulara. "Debería haber una ley orgánica que establezca limitaciones para que el juez pueda interpretarla sin problemas" (Ignacio Espinosa). "El Reglamento aborda aspectos que se refieren a derechos fundamentales y que deberían regularse por ley orgánica" (Enrique López). "Afecta a derechos y requiere una ley orgánica" (González Armengol). "Debe estudiarse la constitucionalidad de esa ley, porque es ordinaria y no orgánica" (Luis González Ramos, catedrático de Derecho Penal de la Uned). "Debería haber una norma con rango de ley orgánica que garantice los derechos" (Ángel Dolado, juez decano de Zaragoza)


El Supremo deriva al Constitucional

Sitel estuvo un año -entre 2004 y 2005, cuando se hizo el primer Reglamento operando sin cobertura legal alguna. Y otros dos años más bajo un paraguas jurídico insuficiente (hasta la Ley General de Telecomunicaciones de 2007), según asegura el Tribunal Supremo en su sentencia del 25 de febrero de 2008, en la que responde a un recurso de la Asociación de Internautas contra el Real Decreto 424/2005 que aprobó el primer Reglamento. En esa sentencia, el Supremo invita al que pueda sentirse afectado por una interceptación a que recurra al Constitucional.

La opinión


ENRIQUE LÓPEZ / EX VOCAL DEL CGPJ
"Lo que se aborda en el Reglamento tiene entidad suficiente como para que se forme a los jueces"

JOSÉ LUIS REQUERO / EX VOCAL DEL CGPJ
"No sabía de la existencia de Sitel ni de que se haya puesto en marcha plan de formación alguno"

IGNACIO ESPINOSA / PTE. TSJ LA RIOJA
"Sería necesaria una ley orgánica que establezca las limitaciones para que el juez pueda interpretarla"

JOSÉ SIERRA / JUEZ DE INSTRUCCIÓN
"No, no conocía Sitel, sabía que esto ahora iba por la vía digital, pero no que era de este modo"

J. LUIS GLEZ. ARMENGOL / JUEZ DECANO DE MADRID
"Los jueces deberían saber que el 'software' existe y la forma en la que está configurado"

LUIS GONZÁLEZ RAMOS / CATEDRÁTICO D. PENAL
"Debe estudiarse la constitucionalidad de esa ley, porque es ordinaria y no orgánica"

ÁNGEL DOLADO / DECANO DE ZARAGOZA
"Debería haber una norma con rango de ley orgánica que garantice todos los derechos fundamentales"




Saber más sobre la Interceptación de las Comunicaciones en España