Archivado en Noticias, Acceso

Rey Juan Carlos: Sociedad Información no progresará en desigualdad


El Rey Juan Carlos inauguró en Ginebra la Exposición Mundial Telecom 2003 señalando que no es posible el progreso de la Sociedad de la Información en un entorno internacional "gravemente lastrado por la desigualdad".





(EFECOM) .-Refiriéndose a la próxima Cumbre Mundial de la Sociedad de la Información, el Rey dijo que es imprescindible tener presentes "las lacerantes realidades del hambre, la pobreza y el analfabetismo".

En su discurso de apertura de Telecom 2003, don Juan Carlos invocó a los asistentes a la ceremonia a admirar los últimos milagros de la ciencia sin olvidar que "para muchos millones de personas el verdadero milagro cotidiano es la mera subsistencia en condiciones infrahumanas".

En compañía del presidente de la Confederación Helvética, Pascal Couchepin, el Rey Juan Carlos inauguró así el evento mundial más importante del sector de las telecomunicaciones, que ha reunido a casi mil compañías del sector.

Flanqueado por el presidente suizo y por el secretario general de la Unión Internacional de Telecomunicaciones (UIT), Yoshio Utsumi, el Rey Juan Carlos reafirmó asimismo la apuesta de España por una extensión de los beneficios de la denominada Sociedad de la Información.

Por ello -comentó- su país otorga gran importancia a una mayor cooperación entre los Estados en materia de tecnología, especialmente con los países menos desarrollados.

Por su parte, el secretario general de la UIT, Yoshio Utsumi, atribuyó a "la codicia de unos pocos" la burbuja de inversiones especulativas que al estallar provocó la quiebra de numerosas empresas del sector.

Utsumi destacó también que en el mundo en desarrollo existe un potencial de usuarios de Internet diez veces superior al que existe en el conjunto de países desarrollados.

A su vez, el presidente suizo, Pascal Couchepin, calificó la información "como el carburante del mercado y de la democracia liberal".

Asimismo, hizo un llamamiento por la reducción de la brecha informática entre países pobres y ricos, uno de los temas centrales que se abordarán en la Cumbre Mundial de la Sociedad de la Información.

Tras haber quedado inaugurada la exhibición, el Rey de España emprendió un recorrido por las instalaciones de Telecom 2003, en compañía de sus anfitriones y del ministro español de Ciencia y Tecnología, Juan Costa. Entre los pabellones que visitó estuvieron el del país anfitrión, Suiza, y el de España, país que cuenta con una veintena de empresas expositoras, como la operadora de satélites Hispasat, Telefónica, el operador Aló, además de la Cámara de Comercio e Industria de Madrid, la empresa eléctrica Endesa y la ferroviaria Renfe, entre otras.

El Rey, que llegó escoltado por la tradicional milicia de Ginebra que portaba sus uniformes de 1814, se detuvo en varias oportunidades para departir larga y amigablemente con los responsables de los distintos stands españoles, que en conjunto cubren un área de 1.600 metros cuadrados y ocupan un espacio central en esta feria.

Durante esta exhibición, las mayores atracciones serán sin dudas las innovaciones en materia de teléfonos móviles y tecnología inalámbrica, así como las referidas al uso de la "banda ancha", como se denomina a las líneas de alta velocidad para los usuarios de Internet.

Telecom 2003 adquiere mayor relevancia debido a la cercanía de la Cumbre Mundial de la Sociedad de la Información, que se celebrará también en Ginebra del 10 al 12 de diciembre próximo por iniciativa de las Naciones Unidas.

A esa cita internacional ya han comprometido su asistencia medio centenar de jefes de Estado y de Gobierno.


pdfprintpmail