Estate informado al momento. Siguenos en Telegram


Archivado en Noticias, Seguridad

Mafias del Este blanquean dinero en internet mediante miles de falsas ofertas de trabajo


Una oleada de falsas ofertas de trabajo inunda desde la semana pasada los correos de miles de internautas. Tras estos empleos se esconde una trama de las mafias del Este para blanquear dinero robado de cuentas electrónicas.




Rafael Montaner - Levante.emv - «A sido seleccionado para el cargo de Representante Regional». Así, con falta de ortografía incluida, empieza uno de los millones de correos electrónicosque desde la semana pasada inundan miles de direcciones de internautas de la Comunitat y del resto de España. Se trata de falsas ofertas de empleos en internet en los que se prometen comisiones de hasta 1.500 euros mensuales a cambio de trabajar unas tres o cuatro horas al mes, según ha alertado la Asociación de Internautas (AI).


Tras esta oleada de envío masivo de correos electrónicos fraudulentos está lo último en ciberestafas: el scam. Este engaño consiste en la captación de personas por medio de correos electrónicos, chats... en los que empresas ficticias ofrecen unos beneficios muy altos por realizar transferencias al extranjero a través de empresas de envío de dinero.

Operan desde Rumanía y Estonia

Sin saberlo, la víctima está blanqueando dinero obtenido por medio del phishing, el robo de cuentas electrónicas a través de la obtención mediante engaños de los datos de clientes de banca en línea. Es decir, se convierte en un mulero intermediario en internet para mafias que según el presidente de AI, Víctor Domingo, «tienen su base en países de la Europa del Este como Rumanía, Estonia o Lituania».
Domingo, que calcula que los envíos masivos de scam de la semana pasada «superaron los 10 millones de correos electrónicos», explica que el objetivo de los delincuentes «es cazar cuentas bancarias legales a las que remitir el dinero robado con el "phishing"».
Las empresas tapadera desvían directamente a las cuentas a nombre de los muleros el dinero de los depósitos en línea que asaltan. El intermediario debe sacar estas remesas cuyo montante oscila entre los 3.000 y los 6.000 euros, y «tras quedarse con entre el 10 y el 15%, en concepto de comisión por su trabajo, enviar el resto a una cuenta en el extranjero que desaparece nada más recibir la transferencia», apunta.

Cómplices del "phishing"

De esta forma, continua, «se convierten en cómplices de un delito de estafa y no tardan en recibir la llamada del banco engañado e incluso la visita de la policía, ya que el rastro del dinero se pierde en la cuenta legal a su nombre». Hasta ahora los jueces «se han mostrado bastante comprensivos con los "muleros", considerándolos una víctima más», añade. El scam, relata Domingo, es «la infraestructura previa del "phishing"», ya que este pasado fin de semana la AI ha detectado «un ataque de "phishing" a dos bancos nacionales». La asociación, que ha alertado a las fuerzas de seguridad y a las entidades afectadas, dispone de una dirección electrónica donde se pueden denunciar este tipo de estafas (phishing@internautas.org).

pdfprintpmail