Guia práctica para hacer compras en internet


OPINIÓN DE ENRIQUE DANS

Contra los vigilantes, encriptemos Internet


Comienzan las reacciones ante el intento de atentar contra derechos humanos tan fundamentales como la libertad de expresión, el secreto de las comunicaciones o la presunción de inocencia que esos legisladores europeos que se supone que están en sus puestos con nuestros votos pretenden destruir




Desde The Pirate Bay, el sitio de intercambio de contenidos mas grande del mundo, llega una propuesta para convertir Internet en una red completamente encriptada de extremo a extremo, algo que hasta cierto punto podría convertir en inútiles o cuando menos dificultar notablemente métodos como la retención de datos o la monitorización de tráfico.

Según leo en NewTeeVee, “The Pirate Bay wants to encrypt the entire Internet“, la propuesta de The Pirate Bay consiste en una tecnología, Transparent end-to-end encryption for the internets, abreviada como IPETEE, cuyo desarrollo preliminar aparece recogido en este wiki, que traspasaría la encriptación desde el nivel de la aplicación hasta el nivel de la red, lo que haría que todas las transmisiones que salen de tu ordenador estuviesen encriptadas, independientemente de su naturaleza o de la aplicación que las originó. Uno de los cofundadores de The Pirate Bay, Fredrik Neij, conocido como Tiamo, tuvo la idea a mediados de 2007, cuando algunos políticos europeos iniciaron el debate acerca de la eliminación de derechos fundamentales en Internet para favorecer a los lobbiesde la propiedad intelectual, y ha considerado oportuno ahora, al recrudecerse la ofensiva liberticida que comentábamos ayer en “El ataque de los neo-luditas“. La idea sería instalar IPETEE como un add-onsobre el sistema operativo, que se encargaría de realizar las tareas de encriptación de todo el tráfico IP sin que el usuario tuviese que llevar a cabo ninguna tarea: en cada conexión, IPETEE comprobaría si el servidor remoto posee soporte para la tecnología de encriptación, y en caso positivo, intercambiaría las claves para proceder al envío de la información, que se desencriptaría de manera automática al alcanzar el ordenador de destino. En el caso de que el servidor no soportase la tecnología de encriptación, la conexión pasaría a desarrollarse en modo abierto.
No es una solución definitiva: el uso de la encriptación ralentizaría algo las conexiones, y los ISP todavía podrían degradar determinado tipo de tráfico, como el P2P, porque las últimas soluciones de traffic management pueden reconocerlas simplemente fijándose en sus patrones de upload y download, pero sí podría solucionar otros problemas, como los esquemas de three-strikes and out: resultaría imposible o muy complejo demostrar qué tipo de material está siendo intercambiado.
Desde The Pirate Bay intentan tener una prueba de concepto operativa para finales de este año. La legislación prevista al respecto, en caso de ser aprobada, podría empezar a tener efecto el próximo Enero.

Este es el camino que seguramente tome la red ante la ofensiva neo-ludita de quienes no la entienden ni la entenderán en su vida: el de demostrar que Internet es ese ente orgánico que, gracias a su diseño, reacciona aislando todo intento de control. Después de todo, cuando hay una lucha generacional, la generación que gana siempre es la más joven: la otra, por ley de vida, siempre se muere antes.

Reproducido sin enlaces relacionados del BLog de Enrique Dans

pdfprintpmail