Stop censura


Archivado en Noticias, operadoras

MÁSMÓVIL apuesta por la táctica conservadora: lo que va bien no se toca


Llegó el esperado día y Yoigo presentó el pasado miércoles una renovación de tarifas que despertaba un mayor interés de lo habitual porque debía dar respuesta a las mejoras (acompañadas de subidas de precios) que habían adelantado Movistar, Vodafone y Orange para este 2018. Pero la sorpresa fue mayúscula cuando Yoigo, desveló el siguiente paso de su estrategia.





PLOKIKO en Xataka Móvil.- Después de acumular un 2017 lleno de éxitos que ha llevado al grupo MÁSMÓVIL a ganar más de 400.000 líneas móviles y cerca de 350.000 líneas fijas con conexión a internet en casa, está claro que su doble estrategia centrada en ofrecer tarifas sin aditivos a precios más ajustados que las ofertas para los que "lo quieren todo" y mantenerse fieles a no subir los precios, les funciona.

Entonces, ¿para qué cambiar de estrategia o acelerar unos cambios hacia un aumento de gigas del que quizás aún no haya la suficiente demanda? Parece que esta vez, Yoigo ha preferido ahorrarse el titular de que también suben precios, aunque fuera solo a los nuevos clientes, y se ha limitado a reajustar sus tarifas con algún que otro aliciente.

Con los rivales encareciendo cuotas mensuales e inflando servicios, Yoigo no ha necesitado grandes cambios para seguir ganando atractivos, y puesto que mantendrán precios sin cambios para todos, su estrategia parece desvelar que de momento están más interesados en seguir creciendo en número de clientes para aumentar los ingresos de este modo, mientras que el ARPU (ingreso medio por cliente) se incentivará empujando a los clientes a contratar fibra o tarifas más completas, pero no subiendo los precios.

Las tarifas de alrededor de 20 GB se han popularizado en este último año y su rentabilidad se ha ido haciendo patente conforme Yoigo ha ido aumentando las subvenciones ligadas a su tarifa Sinfín 25 así que sigue contando con esta baza frente a otros operadores.

Dar de baja la televisión de pago y no echarla de menos, el riesgo para Movistar, Vodafone y Orange

Pero más allá de recoger a los usuarios más cansados de que les suban las tarifas una o dos veces al año y su estructura low cost, parece que al grupo MÁSMÓVIL tampoco le frena demasiado el no contar con servicio de televisión. La televisión de pago está dejando de ser un arma exclusiva de los operadores tradicionales gracias a la flexibilidad que aportan plataformas como Sky, Netflix, HBO o BeIN Connect para el ver el fútbol combinadas con cualquier operador.

Si Yoigo implementa bien su idea de set top box con colaboración con Huawei, probablemente sea suficiente para tener poco que envidiar a los servicios más especializados.

Aunque las mejoras introducidas por Yoigo en sus tarifas pueden haberse quedado cortas a primera vista, es de esperar que en el futuro tampoco vayamos a ver cómo las tarifas más baratas, las de 5 GB, vayan a contar con grandes mejoras. Es la manera que tienen los operadores de empujarnos a contratar tarifas mucho mejores por un poco más de dinero. De acuerdo que 3 GB o 5 GB compartidos entre dos líneas hoy en día puede quedarse corto pero, pero no tienen competencia y sirven para captar familias que quizás no tarden en dar el salto de 5 a 25 GB por 7 euros más.

¿Cuál será la reacción del mercado?


Aunque Yoigo nació para competir con los operadores con red, la respuesta de estos no ha sido directa y han utilizado marcas blancas como Tuenti, Lowi, Jazztel o Amena para frenar el empuje del grupo MÁSMÓVIL por lo que sería de esperar que no tarden en reaccionar, pero ¿en qué sentido?

Los operadores con un despliegue de fibra a sus espaldas no están dispuestos a hacer caer los precios pero la respuesta se hace necesaria y los virtuales de marca blanca podrían reaccionar en el mismo sentido que Yoigo. Quizás las tarifas de las marcas blancas se mantengan sin muchos cambios para no interferir con los precios que ofrecen en la marca principal para segundas líneas pero las tarifas para líneas adicionales de Lowi, Tuenti o Amena podrían ser las siguientes en recibir futuras novedades para contrarrestar el efecto Yoigo y MÁSMÓVIL, que sí cuentan con descuentos para líneas adicionales.

Aunque tantas subidas de precios deben acabar por ser rentables para los operadores porque el seguir repetiéndolas es síntoma de que les va bien, con cada nuevo aumento, un mayor número de usuarios se sienten agotados o más convencidos de no volver a caer en las garras de las marcas tradicionales. ¿Serán las marcas blancas capaces de contrarrestar? ¿Será la televisión de pago una garantía de usuarios dispuestos a pagar más?

En Xataka Móvil | Yoigo neutraliza la subida de precios de Movistar, Vodafone y Orange: comparamos sus tarifas de fibra y móvil.


pdfprintpmail