Archivado en Noticias, Software Libre

Linux entra en la campaña electoral


El PP de Valencia propone la progresiva adopción del sistema operativo abierto en la Administración - El candidato del PSOE a la Comunidad de Madrid apuesta por una fórmula mixta y aprovechar las ventajas de los distintos sistemas





TOMÀS DELCLÓS .- Los partidos empiezan a preocuparse en sus programas electorales de la situación tecnológica española. Más allá de tópicos enunciados sobre la sociedad de la información, algunas formaciones incluyen propuestas concretas. En esta campaña hay un protagonista llamativo en algunos programas: el sistema operativo abierto Linux, la alternativa más contundente a Windows. Se trata de un programa creado colaborativamente por los internautas. Aunque la licencia es gratuita, alrededor de Linux han surgido empresas que comercializan su mantenimiento o instalación. Linux tiene su código abierto, es posible acceder a las tripas algorítmicas del programa, a diferencia de Windows cuyo código está cerrado en manos de Microsoft. Las críticas a este secretismo han forzado a la firma de Gates a lanzar un programa para abrir el código selectivamente a las agencias de seguridad de los gobiernos.

La Administración española dispone de un parque de 318.715 ordenadores y otros 14.075 sistemas, según el informe Reina 2001, elaborado por el Consejo Superior de Informática. El 88% de los PC y el 58% de los otros equipos funcionan con Microsoft. El 0,12% de la informática pública trabaja con Linux. En 2002, Esquerra Republicana de Catalunya presentó en el Congreso una propuesta para el uso del software libre en la Administración

El pionero español en la introducción de Linux en la Administración ha sido la Junta de Extremadura con un programa ambicioso de implantación de su sistema Linex en la red escolar y administrativa. Y su ejemplo cunde. La Junta de Andalucía firmó un convenio con la extremeña para su implantación en la enseñanza.

Cautela de Piqué

A estas dos administraciones socialistas se suma ahora el programa socialista para Castilla y León, que enuncia genéricamente que "la Administración Única Electrónica compatibilice diversos estándares abiertos y cerrados". Por su parte, el candidato socialista a la Comunidad de Madrid propone un plan de convergencia tecnológica con Europa potenciando la investigación, y en el caso de los sistemas operativos apuesta por una fórmula mixta -sistemas abiertos y cerrados- atendiendo a la realidad del equipamiento informático de la región y a las ventajas e inconvenientes de cada sistema.

Pero la gran sorpresa ha saltado en Valencia, donde el PP propone un programa de máximos que incluye desde la progresiva adopción de Linux con el objetivo no sólo de ahorrar costes, sino de favorecer la creación de software local, además de otras medidas como la adopción por parte de la comunidad de un dominio propio en Internet (.cva). La iniciativa del PP valenciano se da sin que el partido, a escala española, tenga una política en este terreno. El ministro Josep Piqué manifestó esta semana que la Administración Central no está en condiciones de hacer una "apuesta tan clara". Piqué argumentó que hay que tener presente los retornos de inversión y los intereses empresariales. Con todo, Piqué manifestó su "respeto" por la opción valenciana.

Microsoft ve con preocupación la avalancha de iniciativas en favor del software libre, desde las políticas en este sentido de Brasil o las recomendaciones del Gobierno alemán hasta la experiencia extremeña. Microsoft sostiene que las administraciones tienen que ser neutrales, no pronunciarse en favor de ningún sistema operativo, sino optar en función de su eficacia y coste. Microsoft sostiene que el mantenimiento de Linux, a la larga, resulta más caro que el sistema de licencias de Windows. El presidente de la compañía, Steve Ballmer, estará en España la próxima semana. Aunque a la hora de cerrar esta edición la compañía no ha confirmado su agenda, no se descarta una entrevista en La Moncloa. De celebrarse, la palabra Linux seguramente saldrá en la conversación.

El senador del PP Esteban González Pons, veterano internauta, ha sido el redactor del programa electoral sobre tecnologías de la candidatura de Francisco Camps a la Generalitat valenciana. Para González Pons la ciudadanía no entendería que la Administración comprara algo, en este caso programas informáticos, si puede tenerlos gratuitamente. "Pero detrás de esta propuesta de migrar progresivamente hacia el software libre está una apuesta industrial por el software valenciano. Es como si entráramos en la era Gutenberg comprando sólo libros escritos y publicados en el extranjero. El software en la Administración es un procedimiento administrativo y, como otros procedimientos, debe estar en sus manos".

El programa propone una migración "lenta y con garantías". "No se trata de hacer una revolución sino de evolucionar". Un aspecto clave para los promotores del programa es que el software libre tiene el código abierto y "es importante que la Administración lo controle como garante de los intereses e intimidad de los ciudadanos".

De hecho, la Administración autonómica valenciana ya dispone de varios programas elaborados sobre Linux aun sin saberlo. David Iribas, un joven proveedor de aplicaciones, entre cuyos clientes se encuentra la Generalitat Valenciana, trabaja siempre con Linux -"es gratis"- y explica de forma intuitiva la diferencia entre Linux y otros sistemas operativos. "En el restaurante Microsoft te sirven un plato, en el autoservicio Linux te dan el plato y la receta", explica Iribas. "Si el restaurante Linux cierra algún día, cualquiera que tenga la receta puede reproducir el plato", sigue, "pero si la cadena Microsoft cierra el grifo...", informa Miguel Olivares.

Otra propuesta que incluye el programa popular en Valencia es la petición de un dominio en Internet (dirección en la Red) que identifique a la comunidad. "A diferencia de algunos partidos catalanes que han reclamado un dominio de dos letras, como cualquier otro estado, nosotros pedimos uno de tres letras .cva. Sabemos que faltan muchos años para que la ICANN -entidad que crea los nuevos dominios en Internet- lo haga pero cuando pueda ser... ya estaremos allí".

De momento, solicitarán un dominio de tercer nivel dentro del directorio español .es. "Si queremos existir como nacionalidad en el futuro debemos existir como tal en Internet y no al amparo de lo catalán".

Una de las propuestas más factibles de inmediato es la promoción del teletrabajo. El PP se propone facilitar a los funcionarios cuya tarea no exija la presencia en el puesto de trabajo y se comprometan a residir en zonas rurales sometidas al despoblamiento las herramientas necesarias para que puedan teletrabajar desde el pueblo donde vivan. "Se trata de frenar la desertización rural". En las compras de equipo, el PP quiere introducir la posibilidad de que la Administración compre hardware sin marca y, ya en el terreno del programa de máximos, que todos los suministradores de hardware que incluyan teclado lo ofrezcan en todo el mundo con los signos propios de la escritura de los idiomas oficiales españoles, como la ñ o la ç.

"No se trata de que los teclados en Valencia permitan escribir con la ç, sino que esté en todo el mundo porque si un español o un valenciano quiere escribir en castellano o valenciano desde Michigan pueda hacerlo".

Madrid, gran potencial

La posición de Rafael Simancas, candidato del PSOE a la presidencia de la comunidad madrileña, en el punto de la introducción de Linux en la Administración es más matizada. "Apostamos por una fórmula mixta. Linux tiene ventajas importantes, pero también limitaciones en seguridad y especialización". Simancas considera que el equipamiento informático que ya existe en la región madrileña no permite iniciativas drásticas, aunque ha estudido con interés la experiencia extremeña. Simancas estuvo la semana pasada en Bruselas

Reproducido de Ciberpaís

Noticias relacionadas con el soft libre y la política:

Compromiso electoral de la FSM con la Asociación de Internautas

La Asociación de Internautas denuncia al Gobierno ante la Comisión Europea.

La CMT discrimina a los internautas con software libre

El PP dice que apoya el soft libre pero vota en contra.

ERC presenta una proposición de Ley para implantar el 'soft' libre en el Estado

Proposición de Ley de soft libre en Catalunya